sábado, 13 de julio de 2013

ALMUÑECAR, costa tropical: TIERRA y MAR.


ALMUÑÉCAR es una ciudad y municipio español situado en el extremo occidental de la comarca de la costa granadina, en la provincia de Granada, comunidad autónoma de Andalucía, situada a orillas del mar Mediterráneo…

Dicho de esta forma pasa desapercibido el “embrujo” de esta maravillosa ciudad, de su entorno, de sus gentes, de sus monumentos, de sus fiestas, de su gastronomía... Pero, ¿cómo puedo hablar de ella así sin haber estado nunca?.

No he estado pero la conocí sin verla siendo adolescente. Recuerdo que Manel, María y Mercedes, compañeros míos del Instituto, veraneaban en Almuñécar. Luego, en septiembre me contaban sus experiencias. Pero lo que más me llamaba la atención eran las pequeñas piedras de cristal que cogían en la playa de La Herradura (alguna debo de tener aún por casa).

Me imaginaba por entonces restos de algún naufragio, de un barco romano, o incluso fenicio, que transportaba collares, perlas de vidrio, vasos de cristal…, rotos al hundirse y que con el pasar de los años, de la historia y el vaivén de las olas, las hubieran tallado redondeando hasta convertirlos en mágicas y brillantes “piedras de cristal”.

No sé si se podrán encontrar hoy estos cristales, para mi mágicos en su momento y que me llevaron a imaginar Almuñécar en mi interior; pero… quiero ir a comprobarlo. Quiero buscarlas, encontrarlas y revivir esos años de adolescencia y el recuerdo de estos buenos amigos…

¡Quiero vivir Almuñécar!.

Quiero disfrutar de su clima mediterráneo subtropical. De sus días soleados y de sus temperaturas suaves, por encima de los 12º C todo el año.

Quiero bañarme en sus playas: en la de Velilla, en la de San Cristóbal y, como no, en la de La Herradura, con aguas limpias y cálidas. Y disfrutar haciendo submarinismo y pescando meros, corvinas, sargos, besugos, herreras…

Quiero pasear por sus calles y conocer sus rincones y monumentos: la iglesia de La Encarnación, el Castillo de San Miguel, la Torre del Monje; y visitar el museo arqueológico municipal dentro de la cueva de Siete Palacios, y el Peñón del Santo…

Y si además coincido en Fiestas… Me apunto a las patronales de San José, el 19 de marzo, en La Herradura (¿por qué será?), o a la Semana Santa, declarada de interés turístico-cultural, o a las cruces de Mayo (el 3 de mayo, y no lo digo porque te inviten a un vino cuando vas al barrio de San Sebastián…) y como no a las de San Juan, saltando hogueras la noche del 23 al 24 de junio purificando el cuerpo y el alma. ¡Ah!, y a las de Nuestra Señora del Carmen, patrona de los marineros, porque en casa tengo cuatro, SI, CUATRO Cármenes… Y sin duda alguna participar en la Procesión de la Virgen de la Antigua, la virgen de agosto y patrona de Almuñécar, por tierra y por mar, en la playa de San Cristóbal.

Quiero conocer su fruta tropical, sus plantaciones de aguacates, de mangos, de nísperos, de lichis, de papayas, de caracolas y de guayabas, y especialmente la famosa chirimoya, con Denominación de Origen, y conocer el sabor más tropical.

Pero sobre todo, cuando vaya, quiero disfrutar de su gastronomía. Porque en Almuñécar se come bien, muy bien, tanto en restaurantes como en bares o chiringuitos; en el casco o a borde de playa; de mantel, de tapeo o informal. ¡Qué más da!.

De su cocina quiero probar:

-         La ensalada con langostinos y mango, las migas con melón, las papas con cazón, la sopa de pescada, el encebollado de atún o de bonito, la calabaza con longaniza…

-         Todos sus pescados (mero, corvina, dorada, lubina, sargo, pargo, besugo, lenguado, congrio, herrera…), las frituras y los espetos de sardinas en la playa.

-         Sus mariscos del litoral: las cigalas, las gambas y las quisquillas.

-         Y de sus dulces: la cazuela mohína, la torta de al-Hajú y el merengazo.

-         Y de sus frutas tropicales: TODAS. Mangos, nísperos, lichis, papayas, guayabas y chirimoyas.

¡Qué maravilla Almuñécar!.

Me voy a Almuñécar. Ya os mostraré las fotos amig@s. Porque pienso hacer mil fotos, para que no tengáis que imaginar, para que veáis de primera mano cómo es Almuñécar. Para que queráis ir a conocerla…

Pero mientras tanto, una receta con unos de sus productos de la costa tropical, una fusión entre la tierra y el mar: CHIPIRONES DE PINCHO A LA PLANCHA SOBRE ESPEJO DE SU TINTA CON ESPAGUETI DE MAR Y CORAL DE PAPAYA.


 
Ingredientes (4 personas):
 
12 chipirones medianos (800 gr.)
Espagueti de mar en conserva (100 gr.)
 
Para el espejo de tinta de calamar:
 
1 vaso de vino blanco (200 cc.)
1 vaso de caldo de pescado (200 cc.)
1 cebolla blanca pequeña (150 gr.)
1 pimiento verde pequeño (50 gr.)
1 tomate maduro (200 gr.)
2 sobres de tinta de calamar
1 diente de ajo
Picatostes
Perejil
Aceite de oliva
Sal común
Azúcar blanquilla

Para el coral de papaya:

1/2 papaya
Vinagre de Jerez
Aceite de oliva
Sal común

Preparación:

Comenzamos por la salsa de tinta de calamar, para ello  cortamos en brounoise fina la cebolla y la pochamos con un poco de aceite y una pizca de sal. Cuando esté caída, incorporamos el pimiento verde, también finamente picado, y dejamos pochar (en total como entre 20 y 30 minutos), removiendo de vez en cuando para que no se nos pegue.



Cuando estén bien pochados incorporamos el tomate rallado. Rectificamos de sal, añadimos una cucharadita de café con azúcar y dejamos que se fría el tomate (como unos 10 minutos).


Mientras tanto, en el vaso de la batidora introducimos el diente de ajo finamente picado, el perejil, los picatostes de pan, la tinta de calamar y un vaso de vino blanco. Trituramos a máxima potencia.



Cuando esté el sofrito de cebolla, pimiento verde y tomate, incorporamos a la sartén el majado anterior y añadimos caldo de pescado (la cantidad dependerá de la textura de salsa que queramos conseguir).



Dejamos cocer a fuego lento durante 10 minutos.


Pasado este tiempo lo introducimos en el vaso de la thermomix (el que no tenga... a pasarlo por la batidora) y los trituramos a 80º C primero a velocidad 3 durante un minuto, luego a velocidad 6 treinta segundos y finalmente a máxima potencia durante dos minutos. Pasamos por un chino y volvemos a colocar esta salsa triturada en la sartén.



A continuación preparamos el coral de papaya, que no se trata más que de una emulsión de papaya con vinagre de Jerez y aceite de oliva, como se si tratara de un gazpacho. Para ello retiramos las semillas de la papaya, la pelamos y cortamos en daditos.


Los introducimos en el vaso de la batidora y trituramos a máxima potencia.


Sazonamos, añadimos vinagre al gusto (recomiendo empezar por poco) y comenzamos a batir, añadiendo el aceite de oliva poco a poco hasta conseguir una emulsión de textura fina (no pongo cantidades pues dependerá del gusto de cada uno). Reservamos en un biberón  dentro del frigorífico.



Ahora ya solo nos queda saltear las algas (espagueti de mar) previamente escurridas en una sartén con una cucharada de aceite. Reservamos.

Y finalmente, en la misma sartén y con un poquito de aceite bien caliente, salteamos ligeramente los chipirones, limpios de sus tripas, que queden en su punto: tiernos y sabrosos.


Presentación:

En un plato llano colocamos en el centro un poquito de salsa de tinta de calamar, como si fuera un espejo. Encima los chipirones recién salteados, y entre ellos, los espagueti de mar calentitos. Rematamos colocando alrededor unas esferas de emulsión de papaya simulando un arrecife de coral rojo.


Chipirones de pincho a la plancha sobre espejo de su tinta
con espagueti de mar y coral de papaya.

Espero que os hayan gustado los contrastes del plato: TIERRA y MAR. Lo mismo que podéis encontrar en Almuñécar. ¡VISÍTADLA!.

¡Ah!, y estad atent@s, que ya estoy preparando un cebiche de lubina almuñequera sobre tartar de aguacate con mayonesa ligera de wasabi y huevas de salmón.


Y con ese falso coral que me ha sobrado, un gazpachito agridulce de papaya con quisquillas sexitanas al aroma de albahaca.


Las recetas, con productos de la costa tropical, en breve. Saludos para tod@s y FELIZ VERANO.

 

17 comentarios:

  1. espero que disfrutes a tope yo paso a menudo y nunca me he parado despues de leerte tengo que ponerle remedio


    ¡¡¡besos¡¡

    ResponderEliminar
  2. ROMERO, tienes que ir a Almuñécar, paraíso tropical donde los haya...
    Mientras tanto, nos deleitaremos con este plato original, bien elaborado, bien explicado y atractivo a más no poder. Ya le gustaría a Ángel León firmarlo!!
    Besitos, guapo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja. Muchas gracias GUISADORA, pero compararme con el "Chef del Mar"... es mucho. Ya me gustaría a mí.
      Y por cierto, que casualidad tu comentario. ¿Sabes dónde celebro la Virgen de los marineros?...
      ;-)
      Si, con Ángel León, en el Puerto de Santa María. ¡Va a ser un placer!. Igual que visitar Almuñécar.
      Besitos veraniegos GUISADORA.

      Eliminar
  3. He estado en Almuñecar una vez y me encanto, así que te lo recomiendo, la receta fantastica, besos
    Sofía

    ResponderEliminar
  4. Menuda entrada tan preciosa y qué recetas tan impresionantes.. te deseo toda la suerte del mundo!! Muchas gracias por participar en esta iniciativa tan estupenda de promoción de mi pueblo y de los productos que tenemos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti Helena y a los patrocinadores.
      A ver si tenemos suerte que QUIERO conocer ALMUÑÉCAR...
      ;-)
      Saludos.

      Eliminar
  5. Pedazo de recetas Amigo eres un crack ademas de buen cocinero me ha encantado mucha suerte, un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Vidal. De ti no digo nada, que ya se sabe...
      ;-)
      Saludos y gracias. Lo mismo te digo y te deseo.

      Eliminar
  6. Acabo de conocer tu blog y me ha encantado, me quedo por aquí y de paso te invito a visitar el mío cuando quieras!! Besos!!
    http://lasrecetasdenessa.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  7. Buenísisimo......es poco...!!! Se te olvido mencionar el aguacate,imprescindible de la comida sexitana...y de la mía

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad. Pero lo mencioné en la receta de cebiche de lubina almuñequera sobre aguacate (de la costa tropical "granaina", sin duda)...
      Me alegro de que te gustara.
      Besos.

      Eliminar
    2. Me ha emocionado tu recuerdo !!Sí, siguen existiendo las cristalinas y yo tengo una colección de ellas que distribuyo por distintos botes , .........
      Almuñecar te va a encartar.....

      Eliminar
    3. María, y yo aún conservo alguna de aquellas que me diste cuando teníamos 16 años...
      Besos.

      Eliminar
  8. Deliciosos estos chipirones, desde luego que volveré a repetir la receta, nos han gustado a toda la familia

    ResponderEliminar